Make your own free website on Tripod.com

 

 

 

Ir a la página inicial

Anterior ] Previo Nivel ] Próxima ]

 
Ir a la página inicial
 
 

 

 

 

 

¿QUÉ ES ES ESPÍRITU DE RED?

  • Es una acción nacida del Espíritu, no una institución.
  • Es dejar de pensar en primera persona del singular (yo), para hacerlo en primer persona del plural (nosotros).
  • Es establecer lazos de solidaridad y subsidiariedad entre otros músicos prójimos como principios básicos de fraternidad cristiana y trabajo apostólico.
  • Es compartir las experiencias espirituales para mutua edificación.
  • Es comunicarse fluida, fraternal, constructiva, reflexiva y solidariamente con otros músicos.
  • Es compartir las experiencias y oportunidades profesionales para ayuda mutua.
  • Es promover y contagiar esta inspiración a otros músicos para seguir extendiendo la red.
  • Es compartir nuestro ser como personas y nuestra vocación de servicio para que con nuestro testimonio podamos mostrar y llevar al Señor (Hch 2,42ss).
  • Es una actitud interna venida del Espíritu, que mueve a vivir y trabajar unidos.
  • Es una iniciativa concreta de amor recíproco que en sí misma resulta una efectiva evangelización.
  • Es un lugar donde no hay individualidades y sí comunidad en vista de un bien común.
  • Es un espíritu valiente y decidido, que no teme lanzar la red no obstante exista la posibilidad de recoger lo no pretendido: basura, culebras, etc.
  • Es saber escoger el bien común por encima del propio a sabiendas que no se pierde cuando se gana el bien común; se pierde cuando no se comparte.
  • Es resultado del trabajo en espíritu de red y no al revés.
  • Es estar disponibles para dar la batalla no sólo en el escenario, sino en nuestro medio de desarrollo y en los lugares donde se necesite (labor social).
  • Es saberse en red aunque no se esté junto a los otros.
  • Es sentirse partícipes del trabajo, alegría y tristezas del otro.
  • Es antídoto contra las tentaciones del músico.
  • Es trabajar unidos, cada quien desde su propio lugar, ya que si todos hicieran su trabajo necesariamente en el mismo lugar, dejaría de ser red y pasaría a ser anzuelo.
  • Es saber enviar y aceptar ser enviados.